Ácido alfa-lipoico (Alpha lipoic acid)*

(Nueva versión ampliada)

"Danae" - Gustav KlimtÁcido Alfa-Lipoico (ácido lipoico, AAL) es una sustancia natural producida en pequeñas cantidades por nuestro organismo, que juega un rol importante en el metabolismo de los azúcares y provee energía a las células. Tiene una acción protectora de la función hepática y es importante en el tratamiento de la neuropatía diabética.

En los años 80 el Alfa-Lipoico fue descubierto como un poderoso antioxidante -que neutraliza todo tipo de radicales libres-, y hay quienes sostienen, por caso el dr. Lester Packer, que es el antioxidante “ideal”. También se lo conoce como "el antioxidante maestro" (master antioxidant). Esto se debe a que restaura la habilidad de otros antioxidantes para barrer los radicales libres incrementando su efectividad. Particularmente ocurre esto con la vitamina E que es reciclada en el organismo cada vez que neutraliza a un radical libre, evitando que lesione las membranas celulares. También restaura la acción de la vitamina C, el glutation y la Coenzima Q10.

Se utiliza por vía oral en forma de comprimidos o cápsulas, en dosis que van de 50 a 500mg por día. También es usado en cremas faciales antioxidantes y antiarrugas.

Explica este profesional que varios antioxidantes son “ideales” porque:

  • Se absorben por la dieta y tienen biodisponibilidad en las células.
  • Tienen sinergismo (aumento del efecto por acción conjunta) con otros antioxidantes -como las vitaminas A y E, el ácido fólico, la coenzima Q10- y con los aminoácidos L-Arginina y L-Citrulina (Ignarro, L., 2005).
  • Son hidro y liposolubles (se disuelven en agua y en grasas), por lo que atraviesan las membranas celulares, exhibiendo actividad antioxidante dentro y fuera de la célula.
  • Tienen baja toxicidad. A pesar de ello no se aconseja su uso durante el embarazo.
RESUMEN DE SU ACCIÓN
  • Es un poderoso antioxidante (“master antioxidant”)
  • Potencia y restaura la acción de otros antioxidantes
  • Protege la pared de las arterias, mejorando el funcionamiento del sistema vascular (cerebral, coronario, peneano)
  • Ayuda a estabilizar los niveles de  azúcar en la sangre (glucemia) por lo que es importante como coadyuvante terapéutico en la diabetes (con o sin disfunción eréctil asociada)
  • Colabora en la producción de energía a nivel celular en nuestro organismo
  • Es un protector hepático (previniendo lesiones del hepatocito por tóxicos, medicamentos, alcohol)
  • Protege la piel del estrés oxidativo
  • Puede asociarse a la L-arginina, vitaminas del complejo B, C, A y E.
¡No es casual que se lo considere el antioxidante ideal!

volver